a papaosogomez.net





miércoles, 19 de junio de 2013

Béisbol Villa Mella también es tierra de Grandes Ligas

El municipio de Santo Domingo Norte tiene su cuota de jugadores en las Mayores. El primero fue Cecilio Guante en 1982 con los Piratas
Villa Mella no es solo conocida por sus crujientes chicharrones y por ser destino de la primera línea del Metro de Santo Domingo. También tiene su sitial en las Grandes Ligas. El responsable inicial para que esa puerta estén abiertas al talento del municipio cabecera de Santo Domingo Norte es Cecilio Guante, el primer jugador que llegó a las Grandes Ligas a mediados de 1982 con los Piratas de Pittsburgh.

A partir de ese debut, las organizaciones de las Grandes Ligas siguieron apostando a ese talento y hasta la fecha, el registro es de ocho, incluido el más reciente: Starling Marte, también con los Piratas. “El talento existente en Villa Mella cada vez más va en crecimiento”, expresó Manuel Amador, coordinador de la Academia de los Filis de Filadelfia y quien tuvo que ver con la firma de los lanzadores Miguel Asencio (1998) y Elizardo Ramírez (2000) durante un tryout en La Vega. “Ese crecimiento que en los últimos 15 años se ha registrado ha sido de calidad y va a seguir aumentando por el deseo de superación que ellos poseen”, agregó.

Manifestó que la academia del fenecido Epy Guerrero, ubicada en Sierra Prieta (de ese sector es oriundo Asencio), Villa Mella, sirvió de motivación para que otros jóvenes acudieran a recibir las instrucciones del béisbol.

Entre los jugadores de Villa Mella que se destacaron en las Grandes Ligas se encuentran Neifi Pérez, Pedro Martínez Aquino y Sandy Martínez.

“Villa Mella ha sido bendecido con ese talento”, sostuvo Jesús Alou, de la academia de los Medias Rojas de Boston, organización que firmó al lanzador Anastacio Martínez el seis de enero de 1998. “Villa Mella no tiene diferencia con otros pueblos del país. Los jugadores villamelleros que han salido de esa comunidad son auténticos por su raza. Tienen todo el ingrediente necesario para ser excelentes jugadores de béisbol”, amplió.

Otros peloteros, pero que no pudieron llegar a las Mayores, son los hermanos Girón (Isabel y Roberto). Este último jugó con los Vaqueros de la Laguna en la Liga Mexicana el año pasado. Asimismo, se encuentran el lanzador Jairo Heredia, de los Yankees de Nueva York, quien en la temporada de 2011 fue sometido a una cirugía en el hombro, y el receptor Gary Sánchez, quien se encuentra en Clase A Avanzada de los Yankees.

“En Villa Mella hay suficientes condiciones. Son atletas, especialmente los lanzadores, quienes poseen buenos brazos”, expresó Félix Féliz, director de la academia de los Padres de San Diego. “De ahí han salido buenos jugadores como es el caso de Neifi Pérez, Starling Marte por solo mencionar dos. Esa cuota de jugadores de Villa Mella que han pasado por las Grandes Ligas en cualquier momento puede subir”, agregó. Precisamente, de los ocho jugadores que llegaron a las Mayores, cinco son pitchers.

Féliz, quien ha impartido charlas sobre la importancia de la educación en el béisbol, manifestó que los valores que han recibido los jugadores, en especial los prospectos, han servido de sostén para que estos puedan cumplir sus sueños, que es el de llegar al profesionalismo.

“Una de las cosas principales que debe tener un atleta o persona es la educación. Mientras la educación sea mayor, mejor será para el atleta. Si esos valores vienen de la propia familia, mayor peso tendrá”, indicó el ejecutivo de la academia de San Diego, ubicada en la comunidad de Najayo, San Cristóbal.

Elizardo Ramírez
Fue firmado  el 2 de julio de 1999 por los Filis de Filadelfia. A los 21 años debutó, el 25 de mayo de 2004, en las Mayores frente a los Mets. Lanzó la novena entrada, pero los Filis perdieron ese partido 5-0. Era poseedor de una recta que viajaba 92 millas y de una gran curva. Vio acción por última vez en las Mayores con Texas en 2008.

Sandy Martínez
Es un exreceptor jugó para los Azulejos (1995-1997), Cachorros (1998-1999), Marlins de la Florida (2000), Expos (2001), Indios (2004) y Medias Rojas (2004). En 2006 fue invitado a los entrenamientos de los Mets, quedando fuera más tarde.

Anastacio Martínez
Fue firmado por los Medias Rojas de Boston en 1998. Fue subido a las Mayores en 2004. Su estancia en el equipo grande fue breve. Solo participó en 11 encuentros. El 29 de marzo de 2005 fue dado de baja por Boston. Jugó con Washington y Detroit.

Neifi Pérez
Nació en Baní, pero se crió en el sector Buena Vista I. Exinfielder que militó con Colorado (1996-2001), Reales de Kansas City (2001-2002), Gigantes de San Francisco (2003-2004), Cachorros de Chicago (2004-2006), y los Tigres de Detroit (2006-2007). Pérez fue con frecuencia elogiado por sus habilidades defensivas. Ganó un Guante de Oro en el 2000 y ejecutó un doble-play en 2007 que salvó el no-hitter de Justin Verlander ante Milwaukee. Participó en su única Serie Mundial con Detroit en 2006.